¿Cuántas veces has buscado guías o tutoriales en formato de libro o ebook, para luego poder seguirlo paso a paso? Por ejemplo, la guía para instalar WordPress, Mediawiki o Prestashop, paso a paso, con detalles, capturas de pantalla y optimizaciones detalladas. Y qué mejor que en un libro, electrónico o físico, para poder verlo y seguirlo con la calma que requiere.

Estamos seguros que sí, no solamente los has buscado, sino también utilizado, e incluso has creado alguno para tu blog.

¿Qué tienen que ver con el título del artículo? Pues que precisamente, hemos definido, a grosso modo, lo que es un infoproducto.

Son una mezcla de información + producto. Es decir, son productos que venden información de cualquier tipo. No son equiparables a un producto normal, pues normalmente son videos o libros breves, que proporcionan un compendio de información.

Ventajas de los infoproductos

  1. No necesitas de ninguna editorial ni de entregas a domicilio. Son productos digitales que pueden ser descargados en cualquier momento y en cualquier lugar.
  2. Son inmediatos, ya que se pueden descargar y usarlos luego de pagarlos, es decir, para el cliente no hay ningún tiempo de espera ni gastos de envío.
  3. No requiere una inversión de parte del autor— salvo su tiempo y su trabajo, claro.
  4. No hay gastos de operación ni de gestión. En tu propio blog puedes venderlo sin ningún costo ni problema.

Algunos tipos de infoproductos

  1. Libros electrónicos o ebooks – Es el infoproducto clásico, el infoproducto por excelencia. Puedes hacer guías por ejemplo, los 10 consejos básicos para comenzar tu blog, 5 pasos para posicionar tu blog en Google, Haz tu logotipo en 10 días, etc.
  2. Video cursos – La gente quiere aprender algo, pero de forma concreta, sin relleno, y directo al grano. Un video curso te ayuda precisamente a eso, a ser claro, y por ejemplo, explicar paso a paso como instalar, configurar, optimizar y comenzar a vender con una tienda en WooCommerce.
  3. Audio libros – Éste es el ideal para gente con poco tiempo libre, consiste en lo que sabemos, sube un mp3 para que tus lectores lo escuchen en el coche, en su móvil o incluso en sus casas. Es muy práctico y fácil de hacer. Con Audacity lo haces sin ningún problema.
  4. Webinars que puedes grabar luego – Un webinar es una charla online a un grupo de personas, en tiempo real, a una audiencia grande o pequeña, acompañada de diapositivas, y de una duración típica de 45 minutos a 1 hora. Luego, puedes enviarla por email a los que no pudieron asistir, o vender el acceso al webinar, que puedes manejar como una clase magistral.
  5. Suscripciones a comunidades privadas – Puedes crear foros, una mediawiki o una red social, y una vez que tengas contenido valioso, cobrar una suscripción mensual por acceder a ella. Muchas páginas pronográficas usan ésta táctica, y sus ingresos son enormes.
  6. Apps o softwares – Aquí está claro, puedes crear plugins o themes para WordPress, un software por ejemplo para tiendas, o sencillamente, versiones modificadas, o programas totalmente nuevos.

Dejar respuesta